Mensaje de los obispos de Costa Rica: trabajo, vida, aborto, diálogo, misericordia

Mensaje de los obispos de Costa Rica: trabajo, vida, aborto, diálogo, misericordia

464
0
COMPARTIR
conferencia-episcopal-de-costa-rica

Mensaje de los obispos de Costa Rica: trabajo, vida, aborto, diálogo, misericordia

Los obispos de la Conferencia Episcopal de Costa Rica acaban de celebrar su 109 Asamblea Ordinaria en el Seminario Nacional Nuestra Señora de los Ángeles en Paso Ancho, del 16 al de marzo. Durante la semana los obispos recibieron a representantes de sindicatos y cámaras empresariales para escuchar y conocer su posición respecto a diversos temas que inquietan e interesan a los costarricenses. Sin duda, también realizaron un análisis sobre la marcha de la Iglesia en el país, al tiempo que compartieron experiencias de evangelización sobre sus respectivas jurisdicciones.

Al finalizar su asamblea, los obispos presentaron un mensaje donde agradecen que diversos sectores perciban en la Conferencia Episcopal un interlocutor importante para articular y canalizar sus inquietudes sociales. “Reconocemos que sus contribuciones son importantes para alcanzar el desarrollo humano integral y solidario del país y refuerzan nuestra profunda convicción en cuanto a la urgencia de una agenda de diálogo nacional”, indican. Y agregan “Nos interesa que se genere la formación de consensos sociales sobre temas como la seguridad social, la educación, el déficit de vivienda, la erradicación de precarios y tugurios, el desempleo y la formalización del empleo formal y la economía social y solidaria, entre otros aspectos”.

Los prelados también se refieren al intento de legalizar el aborto en ese país así como a las presiones que tiene el Estado para regular la aplicación de la técnica de Fecundación in vitro (FIV) en Costa Rica. Por ello exhortan a que la semana nacional “Por la Vida”, a celebrarse del 22 al 28 de marzo, “sea una oportunidad para proclamar en todos los areópagos públicos y privados, y desde todas las instancias de la vida y misión de la Iglesia, la verdad sobre el ser humano y la dignidad de toda persona humana desde el momento de su concepción”. 

El texto completo del mensaje es el siguiente:

Mensaje de los Obispos al pueblo de Costa Rica
109° Asamblea Ordinaria de la Conferencia Episcopal de Costa Rica
16 al 20 de marzo del 2015

Los Obispos de la Conferencia Episcopal de Costa Rica, reunidos en el Seminario Nacional Nuestra Señora de los Ángeles, para celebrar nuestra 109° Asamblea Ordinaria, en oración al Padre y en profunda comunión espiritual y pastoral con el Pueblo de Dios, les saludamos a todos ustedes, invitándoles a seguir recorriendo, en la fe y en la caridad, este itinerario cuaresmal hacia la luz pascual.

Sabiendo que “la Iglesia por naturaleza es misionera y no debe quedarse replegada en sí misma, sino que es enviada a todos los hombres,”1 hemos profundizado diversos temas de la vida eclesial y nacional que, por su importancia, alcance y actualidad, exigen de nuestra parte una respuesta a la luz del Evangelio de Cristo.

Encuentro con algunos sectores sociales

“La Iglesia debe entrar en diálogo con el mundo en que vivimos. La Iglesia se hace palabra. La Iglesia se hace mensaje, la Iglesia se convierte en un diálogo.” 2

Como enseña el Papa Francisco: “El conflicto no puede ser ignorado o disimulado. Ha de ser asumido.”3 Por ello, en un clima de colaboración y profundo respeto, hemos
compartido varias jornadas de reflexión con algunos sectores sindicales y representantes empresariales en aras de generar espacios en los que, además de descubrir convergencias, con madurez y confianza, se discutan, atiendan y promuevan los aportes constructivos que, en la actual coyuntura, dichos actores sociales desean realizar.

Agradecemos el hecho que estos sectores perciban en la Conferencia Episcopal un interlocutor importante para articular y canalizar sus inquietudes sociales. Reconocemos que sus contribuciones son importantes para alcanzar el desarrollo humano integral y solidario del país y refuerzan nuestra profunda convicción en cuanto a la urgencia de una agenda de diálogo nacional. Nos interesa que se genere la formación de consensos sociales sobre temas como la seguridad social, la educación, el déficit de vivienda, la erradicación de precarios y tugurios, el desempleo y la formalización del empleo formal y la economía social y solidaria, entre otros aspectos.

El embrión humano es persona

“A cada ser humano, desde la concepción hasta la muerte natural, se le debe reconocer la dignidad de persona.”4

Una sociedad justa puede ser posible solamente en el respeto de la dignidad trascendente de la persona humana. Ésta representa el fin último de la sociedad, que está a ella ordenada. Vemos con preocupación los permanentes intentos por promover una legislación contra la vida. En estos días, desde la óptica de los así llamados “derechos en salud sexual y reproductiva” se ha intentado abrir portillos al aborto en Costa Rica, esta vez, por una demanda presentada ante la Comisión Internacional de Derechos Humanos (CIDH) con la que se argumenta que la Caja Costarricense de Seguro Social (CCSS), presuntamente, negó la posibilidad de practicar un aborto terapéutico en el año 2008. Con esta demanda se pretende imponer en Costa Rica el aborto cuando exista un “riesgo a la salud” de la madre ya no sólo física, sino también psíquica, espiritual y social.

No ignoramos que pesa sobre el Estado la presión de regular la aplicación de la técnica de Fecundación in vitro (FIV) en Costa Rica, de allí que el Poder Ejecutivo convoque este proyecto a sesiones extraordinarias en estos días e incluso esté estudiado la posibilidad de emitir un decreto. La presión política y mediática es grande.

Esperamos, pues, que los argumentos que promuevan la dignidad de la persona, la soberanía nacional de frente al fallo de la Corte, la regulación ante posibles beneficiarios de esta técnica, el eventual comercio, el costo de la técnica a la hora de la aplicación o el
riesgo de desechar embriones, entre otros aspectos, estén presentes en el debate y que nuestros diputados traten, de forma cuidadosa, prudente y libre, estos temas.

«Si no existe una verdad última – la cual guía y orienta la acción política – entonces las ideas y las convicciones humanas pueden ser instrumentalizadas fácilmente para fines de poder. Una democracia sin valores se convierte con facilidad en un totalitarismo visible o encubierto, como demuestra la historia.»5

Que la semana nacional “Por la Vida”, a celebrarse del 22 al 28 de marzo, sea una oportunidad para proclamar en todos los areópagos públicos y privados, y desde todas las instancias de la vida y misión de la Iglesia, la verdad sobre el ser humano y la dignidad de
toda persona humana desde el momento de su concepción.

Camino a la Pascua

Nuestra Asamblea ordinaria se realiza en la convergencia histórica de acontecimientos eclesiales que son motivo de nuestro agradecimiento a Dios. Primeramente, destacamos el año dedicado a la Vida Consagrada que nos hace exaltar agradecidos el don de la vida de
tantos hombres y mujeres que, desde su vocación, manifiestan la cercanía del amor divino en cada una de nuestras Diócesis.

Hemos recibido con alegría la convocatoria hecha por el Papa Francisco, en su II aniversario como Pontífice, para celebrar un Año Santo extraordinario como “Jubileo de la Misericordia”.

Esperamos con alegría el Sínodo Ordinario cuyo tema será “La Vocación y la misión de la Familia en la Iglesia y en el mundo contemporáneo” a celebrarse en octubre próximo y que
pondrá de relieve la importancia central de la familia en el ser y quehacer de la Iglesia y la sociedad.

En el ámbito más cercano del contexto centroamericano, recibimos con gozo la noticia de la beatificación de Mons. Oscar Arnulfo Romero quien, por una parte, con su ejemplo de
vida y sacrificio nos inspira, primeramente, a nosotros obispos, servidores del Pueblo de Dios, a imitar la entrega y generosidad de este pastor cuyo testimonio llena de fortaleza y entusiasmo nuestro ministerio hasta el extremo del martirio y, por otra, anima a todo el
Pueblo de Dios a vivir con radicalidad la experiencia de la fe y la solicitud hacia los más necesitados.

Finalmente, estamos a pocos días de vivir la Semana Santa, tiempo de gracia en el cual, evocando el acontecimiento de la pasión y muerte del Señor, así como su gloriosa resurrección, celebramos el misterio central de nuestra fe.
Jesús venció la muerte, para que la vida y dignidad humana sea defendida siempre y para que no dejemos extinguir, bajo ninguna circunstancia, la llama de esperanza en nuestros corazones.

María, modelo de fe y madre de la Iglesia nos motiva a permanecer fielmente junto a la cruz de amor y de gloria de su Hijo.

Queremos externar una palabra de aliento y esperanza particular a quienes viven con incertidumbre los eventos suscitados por el incremento en la actividad del Volcán Turrialba, compartiendo en la esperanza y en la cercanía este momento.

Deseamos a todos, desde ya, unas muy Felices Pascuas de Resurrección. ¡Jesús ha vencido la muerte y vive para siempre!

Dado en el Seminario Nacional Nuestra Señora de los Ángeles, el 19 de marzo del 2015, Solemnidad de San José, Patrono de la Iglesia Universal.

Obispos y Administrador diocesano de Costa Rica

Mons. Óscar Fernández Guillén
Obispo Puntarenas
Presidente Conferencia Episcopal de Costa Rica

Mons. José Rafael Quirós Quirós
Arzobispo de San José
Vice- Presidente de la Conferencia Episcopal de Costa Rica

Mons. Ángel San Casimiro Fernández
Obispo de Alajuela
Secretario General de la Conferencia Episcopal de Costa Rica

Mons. José Manuel Garita Herrera
Obispo de Ciudad Quesada
Tesorero de la Conferencia Episcopal de Costa Rica

Mons. Fray Gabriel Enrique Montero
Obispo de San Isidro de El General

Mons. José Francisco Ulloa Rojas
Obispo de Cartago

Mons. Vittorino Girardi Stellin
Obispo de Tilarán-Liberia

Pbro. Eduardo Ramírez
Administrador Diocesano de Limón

——————-
1 Papa Francisco, Mensaje de la Cuaresma 2015
2 Papa Pablo VI Ecclesiam suam, 67.
3 Papa Francisco, Evangelii Gaudium 226
4 Congregación para la Doctrina de la Fe, Instrucción DIGNITAS PERSONÆ sobre algunas cuestiones de Biótica, N.1
5 Encíclica Veritatis splendor 101

Foto: Semanario Eco Católico

DEJA UNA RESPUESTA

La moderación de comentarios está activada. Su comentario podría tardar cierto tiempo en aparecer.